Seleccionar página

Actualización de la situación en Ecuador, se estiman más de 300 detenciones

Ilustracion conflicto ecuador, militares y carceles Imagen generada con IA. Click para ampliar T
Anuncio

La escalada de violencia en Ecuador ha llevado a una respuesta firme de las fuerzas del orden. El presidente Daniel Noboa ha declarado un conflicto armado interno, enfocado en desmantelar bandas criminales y enfrentar el crimen organizado. A continuación, se detallan los aspectos más relevantes de la situación actual:

  1. Detenciones y Bajas en Enfrentamientos: Las fuerzas del orden han detenido a 329 presuntos terroristas y eliminado a cinco. A pesar de las intensas operaciones, no se reportan bajas militares, aunque sí la muerte de dos policías y uno gravemente herido.
  2. Crisis en Prisiones: Se han producido motines en al menos cinco cárceles, con 139 rehenes, incluyendo guardias y personal administrativo. El SNAI asegura que no se han asesinado rehenes, y se han liberado a 41 personas.
  3. Foco en Bandas Criminales: Las operaciones militares se centran en desarticular bandas como ‘Tiguerones’, ‘Los Lobos’, y ‘Los Choneros’. Se han recapturado 28 reclusos fugados y decomisado 61 armas de fuego.
  4. Declaración de Conflicto Armado Interno: El presidente Noboa ha clasificado varias bandas criminales como organizaciones terroristas, ordenando su neutralización.
  5. Incremento de Violencia y Ataque Terrorista: La violencia ha escalado con motines en siete prisiones, secuestros, y ataques contra la policía. Destaca un ataque terrorista en la discoteca Dubai de El Coca, que dejó tres muertos y once heridos, además de afectar a locales cercanos.
  6. Acciones Judiciales Contra la Corrupción: El gobierno advierte que fiscales y jueces cómplices de terroristas serán considerados parte de la red de terrorismo. Se ha suspendido al juez Diego Poma por su implicación en la fuga de Adolfo Macías Villamar, más conocido como Fito, suceso que de alguna forma ha desencadenado en la situación actual de Ecuador.

Ecuador enfrenta un desafío significativo en su lucha contra el crimen organizado. Con medidas severas y una postura firme del presidente Noboa, el país busca recuperar la paz y la seguridad, enfrentando tanto a las bandas criminales como a la corrupción dentro del sistema judicial.

Anuncio